Internacionales

Entrevista a la profesora Beata Wojna

Viviana Pelusi Medina

1 de Marzo 2021

En conmemoración al mes de la mujer, la sección de Internacionales realizó una entrevista a la Beata Wojna, ex-embajadora de Polonia en México y profesora de Relaciones Internacionales en Campus Santa Fe.

Durante su trayectoria como embajadora, el reto más importante para Beata fue preparar la visita del Presidente de Polonia en el año 2017. Así mismo, dado que la embajada de Polonia en México es pequeña en comparación a las de países como Estados Unidos, contaban con recursos y personal limitado. Por esta razón, la profesora consideró muy importante el espacio mediático como recurso para que las embajadas pequeñas lograran visibilizarse y así poder competir con embajadas más grandes. Aunque su género no significó un obstáculo para convertirse en embajadora, sintió un cambio drástico al llegar a México: “cuando yo llegaba a una reunión y los hombres no sabían que era embajadora, me sentaban en un rincón (...) pero cuando se enteraban de que era embajadora, cambiaba totalmente la actitud”, recordó Beata.

En los últimos años ha habido un cambio de paradigma en el mundo de la política exterior, con varios países adoptando -o en proceso de- una “política exterior feminista”. Este término acuñado por Suecia consiste en “fortalecer la presencia de las mujeres en los espacios diplomáticos (a nivel interno)” además de “promover el cambio en otros países a través de las herramientas de política exterior” para empoderar a las mujeres “en todos los espacios”, afirmó. En el caso de México, la profesora lo observa con optimismo a pesar de todo el trabajo por hacer, señalando que el Canciller Ebrard ha puesto en práctica este tipo de política exterior, y que la introducción de cuotas de género en la presidencia anterior fue un paso en la dirección correcta. Dicho lo anterior, ella reconoce que no se ha alcanzado la igualdad en la política exterior, puesto que aunque el número de mujeres ha aumentado, “en los puestos más altos no hay tantas mujeres”, dando como ejemplo las 90 embajadas bilaterales donde alrededor de una quinta parte son encabezadas por mujeres.

Al hablar del movimiento feminista, Beata señaló que en los últimos años ha habido un despertar en tanto México como en Polonia, mas el movimiento en cada país varía un poco. En el caso de Polonia,la lucha feminista tiene como eje principal legalizar el aborto y “contra la política muy conservadora del gobierno polaco que desde algunos años intenta restringir el derecho de las mujeres al aborto” además de que converge con la lucha “contra la marginalización y la estigmatización de las minorías sexuales”. Por otra parte, en México los avances por la igualdad de género empezaron más tarde, por lo que “se acumulan agravios (..) que en Europa ya se han vivido durante muchas décadas”. Además, la lucha feminista en México gira entorno a eliminar los feminicidios y se combina con “la lucha por la transformación del país (..) que hay muchísimos ámbitos de pobreza, de desigualdades que afectan a todos los mexicanos pero específicamente a las mujeres”.

Finalmente, Beata compartió su mensaje a todas las mujeres que están interesadas en desempeñarse en el área de la diplomacia: “no tengan miedo que no podrán hacerlo (...) si sienten esa vocación, el mundo está cambiando y hoy en día ser mujer es estar en el lado correcto de la historia y muchos lugares de trabajo están reconociendo eso”.