Internas

Personajes: Estudiante Santiago Salcedo

Regina Vásquez Colmenares

19 de Abril 2021

En esta edición de Personajes, El Rayo quiere presentarles a Santiago Salcedo. Estudiante de la carrera de Negocios Internacionales en nuestro campus, es el ejemplo perfecto de juntar pasión, sueños y servicio social.

Desde niño Santi ha tenido el ejemplo de su papá de emprender y seguir sus sueños. Esto le dio la oportunidad de vivir unos años en Alaska y Denver, para después participar en intercambios y voluntariados en Suiza, China, Sudáfrica y Francia.

Fue viviendo en Denver cuando tuvo por primera vez contacto con gente sorda. En su clase había un compañero sordo que venía con su intérprete. Aunque Santi nunca hablo con él, se sembró una semilla en él.

Cinco años después esa semilla dio frutos. Mediante videos de YouTube Santi empezó a aprender Lengua de Señas Mexicanas (LSM). Mucha gente no lo sabe, pero hay una lengua de señas en cada país. Para la fortuna de Santi, su vecina es la directora del Instituto Pedagógico para Problemas del Lenguaje (IPPLIAP), una escuela para sordos en el sur de la ciudad.

Cuando Santi fue a conocer la escuela, se enamoró. Decidió ese mismo día empezar a ir como voluntario para conocer y aprender de la comunidad sorda. Una vez por semana por seis meses iba y anotaba en una libreta las señas que aprendía.

Lleno de amor por esta comunidad decidió que tenía que compartir lo que estaba viviendo con el mundo. Entonces fue con su director de carrera y le pidió la oportunidad de hacer una conferencia en el TEC.

El día de la conferencia Santi invitó a Carolina y Valeria, maestras sordas de IPPLIAP. Asistieron tantas personas a la conferencia que había gente sentada en el piso. Por el gran interés que hubo se necesitó no sólo un aula más grande, si no, dos conferencias el mismo día.

Posteriormente muchas personas le escribieron a Santi por correo. Querían saber más sobre el tema, interesadas en aprender LSM y felicitándolo. Gracias a todo el interés que recibió, Santi tomó iniciativa y en 2019 fundó Manos que Escuchan.

Manos que Escuchan es una organización que busca concientizar a la sociedad sobre las personas sordas y la inclusión de esta comunidad. También dan clases de LSM para oyentes. Hoy Manos que Escuchan ha dado más de 60 conferencias con más de 1000 participantes. Tienen 40 alumnos aprendiendo LSM y 4 profesores, 3 sordos y 1 oyente.

Los mensajes que Santi quiere compartir con nuestros lectores son dos.

  1. Si quieres emprender una empresa o una organización de servicio social, hazlo. No tengas miedo y cuando lo hagas no regales tus servicios. Tu tiempo, tu aprendizaje vale económicamente.

  2. Valoremos a cada persona por quien es y por lo que puede dar. Cuando hacemos voluntariado se habla mucho de dar pero se recibe mucho más. Al ayudar hay muchos beneficios: aprendes, conocer y amas.

¡Felicidades Santi! Estamos orgullosos de que seas parte de nuestra comunidad.